← Volver

Publicado por Redacción i-ambiente el Mar, 23/02/2016 - 12:59

Así plantea la UE la futura tecnología móvil #5G, infraestructura clave para las #SmartCities

5g europa brasil acuerdo mobile world congress

La 5G constituirá el pilar fundamental no solo del mercado único digital, sino también de las industrias del futuro y la innovación urbana

La UE ha llegado a un acuerdo con Brasil en el marco del Mobile World Congress y comienza plan de acción para implantar esa tecnología de aquí a 2020

Leer más: Todos piden prisa al #5G y no lo necesitamos…¡aún! - POST de Vitor Pereira

 

 

La "quinta generación" de sistemas de telecomunicaciones, o 5G, será el bloque de construcción más importante de nuestra "sociedad digital" en la próxima década. Europa ha dado pasos significativos para dirigir la evolución mundial hacia esta tecnología estratégica, cuya aplicación servirá a varios sectores, entre ellos los que tienen que ver con el desarrollo de las ciudades inteligentes. 

La próxima generación de sistemas de comunicación 5G será la primera instancia de un entorno de red verdaderamente convergido en donde las comunicaciones por cable e inalámbricas a utilizar la misma infraestructura, impulsando el futuro de la sociedad en red. Además, proporcionará casi omnipresente, ultra-alto ancho de banda, la "conectividad" no sólo a los usuarios individuales, sino también a los objetos conectados. Por lo tanto, se espera que la futura infraestructura 5G servirá una amplia gama de aplicaciones y sectores, incluidos los usos profesionales (por ejemplo, la conducción asistida, la sanidad electrónica, gestión de la energía, posiblemente aplicaciones de seguridad, etc.) y como no, será una infraestructura clave para el desarrollo de ciudades inteligentes.

En el futuro, todas las personas y todos los aparatos utilizarán la tecnología 5G. La 5G constituirá el pilar fundamental no solo del mercado único digital, sino también de las industrias del futuro, de los modernos servicios públicos y de las aplicaciones más innovadoras, como los automóviles conectados, los hogares inteligentes o los servicios sanitarios móviles.

 

En 2020 habrá ya 26 000 millones de dispositivos conectados y el 70 % de los ciudadanos tendrá un teléfono inteligente

 

 

La visión de Europa sobre el 5G: 


Europa plantea un 5G que no sólo obedece a una evolución de las redes móviles de banda ancha. Debe permitir completamente nuevas capacidades de red y de servicios. Por ejemplo, podría mantener a los usuarios conectados de forma continua en situaciones difíciles como los viajes en tren, zonas muy densamente pobladas y con baja densidad. Esto es posible gracias a las capacidades más grandes. Y sería realmente impulsar la Internet de las cosas, la conexión de un número masivo de sensores.

 

  • Principios de diseño. 5G infraestructura debe ser flexible y adaptarse rápidamente a una amplia gama de requisitos. Debe ser diseñado para ser una tecnología sostenible y escalable.
  • Componentes tecnológicos clave: redes 5G deben abarcar soluciones ópticas, celulares y satelitales. Será en gran medida dependen de las tecnologías emergentes, tales como redes definida por software (SDN), nfv (NFV), Mobile Computing Edge (MEC) y niebla Computing (FC).
  • Consideraciones del espectro: las redes de acceso 5G requerirán cientos de MHz hasta varios GHz que se deben proporcionar a muy alta capacidad global del sistema. frecuencias portadoras más altas por encima de 6 GHz necesitan ser considerados. El mantenimiento de un entorno normativo y la gestión del espectro estable y predecible es fundamental para las inversiones a largo plazo.
  • Línea de tiempo: Muchos operadores europeos predicen 5G disponibilidad comercial en 2020-2025.

 

Una visión global sobre 5G allanará el camino para las discusiones sobre estándares en el año 2016, bajo la dirección del organismo de normalización 3GPP. También ayudará a los gobiernos nacionales para desarrollar la política del espectro y la regulación en las Conferencias Mundiales de Radiocomunicaciones (CMR) en 2015 y 2019.

 

Traspasando fronteras: la UE y Brasil colaborarán en el campo de la tecnología móvil 5G

 

La UE ha llegado a un acuerdo con Brasil en el marco del Mobile World Congress y ha comenzado también a elaborar un plan de acción para implantar esa tecnología en la UE de aquí a 2020.

Ante la necesidad de hacer frente a este reto mundial, la UE une sus fuerzas a las de Brasil para impulsar la cooperación en este campo estratégico e impedir que la 5G se desarrolle a nivel internacional en compartimentos estancos. En su calidad de estrechos socios comerciales, la UE y Brasil han venido colaborando desde 2008 en el ámbito de las tecnologías de la información y la comunicación.

La UE y Brasil se han comprometido a elaborar una definición global de la tecnología 5G y a determinar los servicios (por ejemplo, automóviles conectados, Internet de los objetos o emisión de video en tiempo real de muy alta definición) que deberán prestar en primer lugar las redes 5G. Los dos socios colaborarán también para definir un conjunto de normas comunes que les permitan ocupar una posición más fuerte en la escena mundial. Su colaboración se centrará, asimismo, en identificar las radiofrecuencias que sean más prometedoras para satisfacer las necesidades de espectro adicionales de la 5G, particularmente en el marco de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT). Además, uno y otro socio impulsarán el despliegue de la tecnología 5G en el ámbito de las ciudades inteligentes y en los sectores agroalimentario, educativo, sanitario, del transporte o de la energía, así como la posible ejecución de proyectos de investigación conjuntos en esta materia.

También se están negociando acuerdos de cooperación con la India y con los Estados Unidos.

 

Hacia un plan de acción para desplegar la 5G en la UE

 

La 5G será un factor de cambio no solo para las empresas de telecomunicaciones, sino también para cierto número de importantes sectores. Es por ello por lo que resulta esencial conectar a todos esos actores y ayudarles a construir el futuro mercado de los productos y servicios 5G. El Comisario Oettinger ha instado hoy en Barcelona a sectores tales como el logístico, el de los transportes, el de la energía, el sanitario y el digital a trabajar junto con la Comisión en la elaboración de un plan de acción 5G. 

La Comisión dio a comienzos de este mes un paso importante para allanar el camino de la 5G en la UE con la presentación de una propuesta destinada a coordinar la utilización de la banda de 700 MHz para los servicios móviles. Los operadores de telefonía móvil que utilicen la banda de 700 MHz podrán ofrecer a los consumidores servicios de banda ancha más rápidos y de mayor calidad (o sea, sin interrupción de servicio) y cubrir, además, zonas más amplias, incluyendo las rurales y las regiones remotas. Europa podrá así avanzar y ofrecer velocidades de banda ancha móvil superiores a 100 Mb/s, lo que le permitirá alcanzar el nivel de las regiones que lideran hoy en el mundo la implantación de la banda ancha móvil 4G (como Corea del Sur o los Estados Unidos).

Antes de que finalice 2020, cuando ya se encuentren disponibles las normas específicas de la 5G y la tecnología y equipamiento a ella asociados, los operadores móviles se hallarán en buenas condiciones para prestar servicios 5G. La próxima revisión del marco normativo de la UE para las telecomunicaciones, que está prevista para el otoño de 2016, incluirá nuevas medidas para coordinar el espectro en la UE.