Por una #SmartCity eficiente: cambios en la estrategia municipal (Parte II)

LEER PARTE I

 

4. Las propuestas de mejora

 

En definitiva, ha llegado el momento de las realidades y no es posible continuar avanzando a tientas hacia un futuro supuestamente idílico de la ciudad. En ese sentido, mi posición es que las ciudades deben actuar en tres niveles:

  • Integrar la smart city en la estrategia de la ciudad.

  • Modificar la organización y la gestión interna del Ayuntamiento.

  • Revisar los proyectos Smart City en curso.

  • … y seguir avanzando.

4.1. Integrar la smart city en la estrategia que tenga la ciudad

Ya hace tiempo que escribí que la smart city no puede ser una estrategia de ciudad. Al contrario, un paso importante a realizar es integrar la smart city a la estrategia general de la ciudad de forma que los proyectos de smart city potencien la estrategia de ciudad. Alternativamente, la estrategia de ciudad también nos orientará sobre qué proyectos smart son prioritarios al reforzar la estrategia o cuáles son secundarios o, incluso, prescindibles si no refuerzan esa estrategia.

4.2. Modificar la organización y la gestión interna del Ayuntamiento

Este punto es el fundamental. Si no hacemos que la maquinaria municipal enfoque la smart city como un elemento para potenciar la estrategia municipal y para la mejora de la calidad de vida de todos sus ciudadanos, fracasaremos. Para conseguirlo, se requiere, además de los cambios organizativos que dito a continuación, un cambio en la cultura del gobierno local en la línea del apartado 3.5. Los cambios a realizar son:

  • Se requiere una organización transversal del Ayuntamiento y de los proyectos SC. Es decir, que los proyectos no sean de medio ambiente o de vía pública o de tráfico. Sino que todos y cada uno de ellos sean de la ciudad y tengan en cuenta sus distintas visiones.

  • El punto anterior implica la existencia de un comité smart integrado por responsables de las distintas áreas y servicios del ayuntamiento. Pero ese comité no cumple su objetivo si no es que todos debaten y participan de la definición de cada uno de los proyectos. Solo así los proyectos pueden extender su ámbito al conjunto de los ciudadanos y de las empresas locales.

  • Ese comité requiere una buena coordinación interna. Es decir, debe haber una visión global compartida por todos y se debe asegurar que la actuación municipal es coherente en cada uno de sus hechos y decisiones así como con la estrategia de la ciudad.

  • Se debe avanzar en la Implicación de la ciudadanía en el diseño y gestión de su ciudad. Para ello, Open data, apps y TICs en general son herramientas esenciales.

  • La comunicación debe estar integrada y acompañar al conjunto en todo momento.

4.3. Revisión de los proyectos SC en curso

Es la mejor manera de empezar a llevar a la práctica el nuevo enfoque de Smart City que vamos a darle a la ciudad.

Una vez conformado el comité smart, su primera misión debe ser la revisión individualizada de los proyectos en curso. Se trata de revisarlos, valorarlos, priorizarlos e introducir visiones transversales en cada uno de ellos. Los criterios bajo los que deberían revisarse esos proyectos son, esencialmente, dos:

1) ¿Quién es el principal beneficiado del proyecto?  Debemos hacer la revisión de cada proyecto de forma que los que perciban las ventajas de ese proyecto sean, en este orden:

                a) los ciudadanos y/o las empresas locales

                b) la ciudad (mejora de la cohesión social, reducción de emisiones, proyección exterior, atracción de empresas, ....)

                c) Criterios técnicos y/o tecnológicos y económicos

2) Que los beneficios se perciban desde el primer día. Se trata de evitar tantos proyectos que sirven para construir una hipotética ciudad futura pero que no son útiles hoy. Ya habrá quien experimente, se equivoque y encuentre la solución correcta en otros lugares. Entonces, podremos aplicarla nosotros. Solo quedarían excluidos de este criterio los proyectos de infraestructura de los que ya se conoce la utilidad inmediata: la extensión de la fibra óptica o el open data, por ejemplo.

4.4. Seguir avanzando por el nuevo camino

Como dijo el poeta, “....se hace camino al andar…” y será a medida que avancemos como descubramos nuevas posibilidades y oportunidades de mejora para nuestra ciudad y sus ciudadanos.

 

Reconocimientos:  A Marcel Prunera, de Imacity, por su colaboración en el proyecto llevado a cabo conjuntamente para el Ayuntamiento de Viladecans (Barcelona, España) y al citado Ayuntamiento por darnos la oportunidad de indagar en los mecanismos para la generación de sinergias entre Smart City y Desarrollo Económico Local.