España pide digitalización

La transformación digital es una tendencia que en su propio desarrollo abarca muchos conceptos como, por ejemplo, los procesos de automatización, el Big Data y las redes inteligentes. Pero, ¿cuál es el estado actual de la digitalización en nuestro país? Esta pregunta ha sido el punto de partida para la elaboración de un informe que saca luces y sombras sobre la transformación digital de España.

 

infografia-estudio-digitalizacion-siemens

Los datos sobre el nivel de digitalización de la Península no son muy benévolos. Según el “Indicador de la Economía Digital y la Sociedad Digital (DESI)”, sitúa a España en el puesto 15 entre los 28 estados miembros de la UE. De ahí la necesidad de analizar los entresijos de la digitalización en todos los sectores de nuestra economía: telecomunicaciones e Internet, turismo y servicios financieros, transporte, infraestructuras, farmacéuticas, salud, energía e industria.

El informe destaca los obstáculos con los que se encuentran las compañías españolas para acometer su transformación digital. Según más del 20% de los entrevistados, la resistencia al cambio es el factor interno más importante. Siguen la falta de competencias y la ausencia de una oferta adaptada al mercado, dos factores que constituyen barreras notables para dicha transformación.

Se trata de impedimentos que ralentizan la transformación digital y, por ende, imposibilitan un incremento contabilizado en 120.000 millones de euros sobre el VAB (Valor Añadido Bruto) en los sectores analizados para el 2025. Unos beneficios tanto cuantitativos como cualitativos que inciden en la mejora de la cifra de negocios, la optimización de costes y en el nivel de bienestar de los empleados.

El estudio “España 4.0: el reto de la transformación digital en España compara las oportunidades que ofrece la transformación digital con el nivel de madurez digital de las compañías de los directivos españoles entrevistados. La diferencia entre ambas variables es lo que se denomina gap de penetración digital, que según los resultados obtenidos, alcanza:

  • el 77% en sectores como el de salud

  • un 75% en el del transporte

  • el 59% en los servicios financieros

  • Y 51% en el sector energético

Este gap de penetración digital pone de manifiesto el margen de crecimiento de estos sectores con respecto a las oportunidades que ofrecen la transformación digital y el uso que se está haciendo de ellas en la actualidad. Otro dato a destacar es la ausencia de estrategia digital en hasta el 62% de las compañías españolas. Asimismo, el 26% de las empresas todavía no tiene formalizado un responsable del área digital y el 20% de las no realiza ninguna formación digital a sus empleados.

El estudio realizado por la consultora Roland Berger, con el patrocinio de Siemens España, analiza los resultados obtenidos de las encuestas realizadas a los más de 100 top-decision makers y 25 entrevistas a miembros del consejo, cirectores y máximos responsables de tecnología tanto de compañías del IBEX35 como de medianas empresas líderes de su sector. Descárgalo ya.